El médico veterinario y su rol en la tenencia responsable de mascotas

Rate this post

veterinario

En la actualidad, poseer un perro o un gato, no es lo mismo que hace 30 o 50 años atrás. Hoy en día, la mascota del hogar tiene un lugar muy importante dentro de la familia y cada dueño, es el responsable por el bienestar personal y la salud de su amistoso y particular amigo. Antiguamente, tener un perro era más bien para cuidar la casa, el alimento que comía era el mismo que el de los dueños y también, era casi impensado que durmiera dentro del hogar.

La influencia que hoy tienen las mascotas, ha favorecido el nexo entre el ser humano y el animal, de manera tal, que en dos de cada tres hogares se encuentra un perro. Esta relación. que cada día crece con mayor fuerza, se debe a una necesidad inherente del hombre por domesticar y relacionarse con la flora y fauna de la Tierra.

Las familias que lograron asentarse en un lugar, dada la urbanización, permitió que no sólo contaran con un lugar fijo para vivir, sino que además, formar parte de algún trabajo que les facultara asumir los gastos necesarios para tener una mascota. La cultura campesina de siglos pasados, está casi obsoleta y la posesión de animales se ha transformando en una cultura muy diferentes a la de antes.

Es posible observar, cómo contar con una mascota para el cuidado de una casa, para la vigilancia de un negocio o de compañía, se ha convertido en una necesidad que ha ido evolucionando desde que el hombre cazaba a sus presas para alimentarse, formando una estrecha relación, porque debía detenerse a observar y entender el comportamiento animal.

La relación que ha mantenido el hombre, sobre todo con el perro, ha ido transformándose de manera tal, que el valor de este animal fue cambiando debido al mismo desarrollo de la civilización. La necesidad del hombre por cazar para alimentarse y luego por entretención, definió al perro como un mero colaborador de esta práctica, pero su impacto de hoy se transformó en una función más afectiva.

Esto se ve claramente reflejado, en cómo las familias hoy en día se ven conformadas. Muchos individuos que no poseen un núcleo familiar compuesto sólo por personas, invierten su dinero y tiempo en conformar su grupo con animales. Es una tendencia visible, sobre todo en aquellos jóvenes profesionales que se independizan y buscan contar con una compañía que es una de las más recomendadas para toda la raza humana.

El lazo entre las mascotas y la evolución del hombre

Tal como se ha mencionado, el hombre desde su origen ha mantenido una fuerte relación con los animales, haciéndolos parte importante de su vida por toda la historia. El lazo que ha existido entre el hombre y el gato, es muy diferente a la que ha sostenido con el perro. Lo anterior, se ve reflejado en cómo el gato ha sido considerado símbolo de adoración por la cultura egipcia y en otras, como un ícono de maldad o brujería.

En la actualidad, tener un gato es todo un desafío y se limita, sólo para aquellas personas que admiran la majestuosidad de este animal, por su misteriosa personalidad.

Por otro lado, la evolución del perro, proviene del lobo desde hace 14 mil años. Hoy en día, muchas razas apenas se distinguen de su antepasado y todo dado por la domesticación del ser humano, que ha permitido llevarlo hasta su casa y hacerlo parte de la familia. El perro ha sabido, que desde la separación de su camada, puede adaptarse perfectamente a su nuevo clan, conformado por personas y no ya por miembros igual que él.

Un miembro más de la familia

En la sociedad actual, que vive momentos muy agitados y cambiantes, con una influencia importante de la tecnología en cada hogar e integrante de él, tiene un concepción muy clara de tener una mascota. Gracias a la misma evolución de la civilización, tanto perros como gatos han sabido ganarse un lugar importante dentro de las familias, convirtiéndose en un miembro más.

Tener un perro o un gato, ya no es por mero entretenimiento, sino que se cuenta como familia. Tanta es su influencia, que la dedicación de un dueño por su mascota se ve reflejada en el trato que tienen con ellos. En cada festividad, ya no son observadores del comportamiento humano, sino que participan activamente de una navidad, cumpleaños o Día del Niño. Simplemente, por el hecho de que son considerados parte de la familia.

Otro factor que ha ayudado que este fenómeno siga aumentando, es el mercado dedicado a abastecer de todo tipo de elementos para gatos y perros. Ya no son suficiente una pelota, un cascabel y una correa. Hoy existen todo tipo de artículos que ayudan día a día, a mantener felices, relajados y regaloneados a felinos como caninos. Donde sus dueños se esmeran por entregarle lo mejor a sus mascotas, invirtiendo dinero no sólo en comida, sino que también en juguetes, artículos de limpieza y todo lo que se pueda imaginar.

Además de lo anterior, los dueños de perros o gatos, los adoptan como sus verdaderos “hijos” teniendo el mismo trato que tendría una madre o padre con su bebé. Muchas personas buscan las mejores alternativas para mantener y cuidar lo mejor posible a sus “hijos”, llegando inclusive a dejar la televisión o radio encendidos cuando salen, para que su gato o perro no se sientan solos en su ausencia.

A tal es el punto de que una familia se componga no sólo de personas, que muchas de ellas incluyen a sus mascotas en casi todas las actividades posibles donde puedan estar sus “hijos”, llevándolos inclusive en sus viajes de vacaciones.

Tanta es la injerencia que tiene una mascota en la actualidad en la vida de las personas, que gran parte de ellas, por no decir todas, prefieren la relación que mantienen con su perro o gato, a las que podrían contraer con otro individuo. Dado simplemente, por las características y atributos de sus mascotas y cómo hacen sentir al ser humano.

El efecto de las mascotas en las personas

Numerosas son las investigaciones que han demostrado cómo las mascotas poseen un efecto positivo en el ser humano, tanto a nivel emocional y en su salud. Cuatro son los aspectos, en que un perro o gato tiene un impacto eficiente en las personas: psicosocial, fisiológico, terapéutico y fisiológico.

A nivel terapéutico, estos animales forman parte de terapias que le permiten a la persona socializar por medio de una relación afectiva con el animal, ayudando a individuos con SIDA, Alzheimer y otras distintas dolencias psicológicas. Por su parte, fisiológicamente poseer una mascota ayuda a no padecer enfermedades cardiovasculares, disminuye la presión arterial, la ansiedad y el estrés, dada la liberación de endorfinas, por el simple hecho de acariciar a la mascota.

En tanto a nivel psicológico, permite a las personas desarrollar un sentimiento de intimidad, dirigido a la búsqueda de la conservación de la vida. Es decir, personas con depresión, con enfermedades graves o que estén pasando por momentos tan difíciles como un duelo, la compañía de un gato o un perro, genera que cada una de ellas, la motivación por vivir. Y a su vez, que vuelva a tener una interacción con el mundo, con el exterior, donde entra en juego la relación con otros seres humanos en sus mismas condiciones con un elemento en común, ser dueño de una mascota.

Tenencia Responsable

Debido a la importancia, evolución e injerencia que poseen las mascotas en el ser humano, en la actualidad tener un perro o un gato, conlleva no sólo a privilegios, sino también a obligaciones por parte de cada dueño.

De esta manera, existen ocho aspectos que definen la Tenencia Responsable de mascotas en Chile, que ayuda a mejorar la cultura de tener un amigo de compañía, que posee derechos y necesidades tan importantes como las que pueda poseer un niño:

  1. Cada mascota debe convertirse en un miembro más de la familia, con respeto y cariño por parte de sus dueños, por el simple hecho de ser seres vivos.
  2. Perros y gatos, deben contar con un lugar seguro para dormir, protegerse del calor y de la lluvia. Junto con un pocillo de agua fresca diariamente.
  3. El alimento de mascotas, debe ser el indicado para ellos, no alimentarlos con la misma comida que sus dueños.
  4. El paseo y limpieza de sus desechos, debe ser diariamente.
  5. La esterilización es un obligación para terminar con la sobrepoblación de perros y gatos.
  6. La atención veterinaria debe ser constante y acorde a las indicaciones del profesional.
  7. Preocupación por su salud y estar atento a si padece de alguna enfermedad.
  8. Es preferible que ese opte por la adopción más que por la compra de una mascota, esto ayuda a disminuir la cantidad de perros y gatos abandonados.

La salud de la mascota en manos de la Medicina Veterinaria

Respecto de la Tenencia Responsable de mascotas, hoy en día el médico veterinario ha logrado tener un importante rol dentro de la sociedad, ya que es el único especialista capaz de proteger, ayudar e informar a la población sobre el cuidado de sus mascotas. Esto, porque posee los conocimientos profesionales que se debe tener en consideración para mantener una buena salud de perros como de gatos, incluyendo la de las personas y en este caso, de sus dueños.

De esta manera, este profesional en la salud de los animales, cumple un papel fundamental para las familias que tienen una mascota en sus hogares. Ya que, es capaz de prevenir, diagnosticar y aplicar tratamientos individuales y colectivos que pueda padecer el animal.

Por lo mismo, es el encargado de formar parte de investigaciones destinadas a proteger y promover la salud de toda la población humana, dado por sus conocimientos y formación profesional.

,

No comments yet.

Deja un comentario