Los beneficios de tener mascota para los niños

mascotas

El dicho de que el perro es el mejor amigo del hombre es lo bastante popular para comprender la importancia que han ido adquiriendo ciertos animales en la vida diaria de cada uno de nosotros. ¿Por qué se ha vuelto tan importante en la actualidad con una mascota? Esto es aún mucho más importante para los niños, quienes son los que más disfrutan de los animalitos.

Pero, ¿por qué es bueno? Una mascota es capaz de educar socialmente a un niño, debido a sus capacidades de relación, ya que el grado de desarrollo de los circuitos cerebrales de los animales de los que hablamos, les permite aprender y estructurar algunas conductas. Los animales de compañía son capaces de descifrar las señales que son emitidas por los seres humanos, interpretando nuestros estados mentales y deducir nuestras intenciones.

Por ejemplo, si hablamos de los perros, hablamos de expresividad, aceptación, fidelidad y lealtad, satisfacción ante los pequeños regalos. Además, enseña a los niños a saber estar solos si es necesario junto con adaptarse a las normas de la familia y de la convivencia. Ahora, si hablamos de un gato, enseña autonomía e independencia, permiten entrenar a los niños a ser observadores y precavidos.

Beneficios de tener mascota

Son bastante los beneficios que se pueden asociar al hecho de tener una mascota. Por ejemplo, en el ámbito de la salud, las ventajas van por el lado de que disminuye el estrés y ayuda a que los niños sean menos agresivos.  Por otro lado, mejora la autoestima y el bienestar psicológico del menor, ya que se sienten muy querido por su mascota y al cumplir con la función de alimentarlos y cuidarlos, estamos creando una sensación de utilidad.

Permite reducir el número de afecciones psicosomáticas, como la ansiedad, los dolores de cabeza, las alteraciones del apetito o algunos problemas cutáneos. Exige un incremento en la actividad física, un hecho importante en la actualidad, dado el sedentarismo que afecta a la población mundial desde temprana edad.

Por último, permite regular el ritmo cardíaco y la tensión arterial, el solo hecho de acariciar a nuestras mascotas. Si su hijo le pide una mascota, le estará haciendo un gran favor, pero de todas formas es bueno ser responsable, por lo que hay que llevarlo al médico veterinario de forma periódica, para evitar complicaciones.

No comments yet.

Deja un comentario

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes