¿Cómo saber si tienes vocación para estudiar medicina veterinaria?

gatito-veterinario

Los animales son nuestros hermanos menores y es por eso que merecen respeto y cariño. Entre quienes gustan de las mascotas están aquellos que tienen pensado estudiar medicina veterinaria, cuyo atributo esencial es el amor por los animales. Pero cursar la carrera de medicina veterinaria implica más que acariciar a estas criaturas de cuatro patas, sino que también requiere de una serie de características para que el estudiante sea capaz de enfrentar el desafío de convertirse en un futuro doctor de animales.

Antes de inscribirse en la carrera de medicina veterinaria es necesario que tengas en cuenta tus gustos y habilidades, considerando qué tipo de materias son más fáciles para ti, además de conocer la malla curricular, para identificar si realmente abarca contenidos que sean de tu interés. También hay que tener en cuenta que es una ocupación exigente, ya que se estudian diversos animales y sus características particulares, así como también las patologías que afectan a esas distintas especies.

Además, para optar por la medicina veterinaria hay que sentirse atraído por ramos asociados a la ciencia y la biología, que finalmente serán los pilares de esta profesión. Se requiere de fortaleza espiritual para ver animales heridos y ser capaz de reaccionar a tiempo, privilegiar el bienestar de cada ser vivo por sobre todo, no ser demasiado sensible a nivel de estómago (verás heridas expuestas y sangre) y estar preparado para un trabajo muy intenso, ya que tus emociones estarán a flor de piel.

También requiere de paciencia, tolerancia a la frustración, aprender a lidiar con la vida y la muerte (ya que no siempre los pacientes podrán ser salvados), tener espíritu de servicio y recordar que la ética también es parte de esta carrera.

Lo bueno de estudiar medicina veterinaria

  • La posibilidad de recibir la gratitud incondicional de un animal y en muchos casos de sus dueños también
  • Marcar la diferencia a través de tu trabajo
  • No sólo ganar un sueldo, sino que también riqueza a nivel espiritual
  • Mejorar la calidad de vida de los animales
  • Saber que puedes salvar vidas
  • Estar en contacto con la naturaleza
  • Mantener viva la vocación de servicio
  • Respetar los derechos de los seres vivientes y crear conciencia sobre ellos
  • El que sea más que un trabajo, sino algo que amas y con lo cual te sientes comprometido

Si optas por la medicina veterinaria, cuando ya obtengas el título, nunca olvides que más allá de la recompensa económica, el motor que debe guiar tus pasos a la hora de ejercer es el amor y respeto por los animales, y esencialmente por la vida.

, , ,

Comments are closed.

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes